Entrevistas

“Que nadie hable por nosotros” – Entrevista a La Maniobra de Q

Hace un par de semanas se celebró en la Sala Musik de Murcia el Record Store Day, un día para celebrar la música, y en especial la música en vinilo. Aparte de los stands de tiendas de discos y ropa vintage, pudimos disfrutar del directo de varios grupos, y entre ellos estaba La Maniobra de Q, con quienes pudimos charlar un rato tras su concierto. Aquí está el resultado.

¿Cómo surgió La Maniobra de Q?

Javi – Pues La Maniobra surge simplemente de juntarnos los amigos a tocar en casa de mi abuela, con guitarras acústicas y españolas, simplemente así. Poco a poco fuimos comprando guitarras eléctricas, bajo y esas cosas, pero empezamos poco a poco.

¿Qué grupos consideraríais influencias directas en vuestro sonido?

Javi – Los Planetas.

Víctor – Slowdive, The Jesus & Mary Chain… ¿Podemos decir más de tres? Hay que decir a Second, sobre todo con sus primeros discos, porque nosotros aún éramos críos, íbamos a sus conciertos cuando aún no tocábamos nada, y al verlos tan jóvenes y de Murcia, pensamos que nosotros también podíamos hacerlo.

Javi – Nos hicieron dar el paso, decidirnos a comprarnos guitarras eléctricas.

¿Cuál es el último disco o el último grupo que hayáis escuchado y os haya enganchado mucho?

Víctor – Asalto al Parque Zoológico, un grupo argentino.

David – Yo últimamente he escuchado mucho a El Último Vecino, y me han gustado mucho.

Ana – Yo, últimamente he escuchado a Rusos Blancos.

maniobra

Fuisteis ganadores del Creamurcia del año 2014, ¿pensáis que en Murcia, a lo largo de los últimos años, hay una serie de iniciativas que ayudan a los grupos emergentes?

Víctor – Hombre, ayudarte… No sé.

Javi – Económicamente, el Creamurcia es una buena ayuda, pero poco más.

Víctor – Ni publicidad ni nada de eso. Realmente, si no te buscas a alguien que te haga sonar, un “padrino”, no vas a ningún lado. Y eso es una cosa que a nosotros no nos gusta nada, de hecho somos reacios a eso: que nadie hable por nosotros. Si gustamos a la gente, estupendo, y llegaremos hasta donde tengamos que llegar, pero que nadie nos haga llegar a ningún lado. Últimamente estamos viendo que muchos grupos utilizan a alguien que habla por ellos para así llegar a más de lo que realmente podrían llegar. Eso pienso yo.

Javi – Pero sí que ha habido muchas cosas en Murcia que han hecho que se anime la gente a tocar, como el Microsonidos, o El Quirófano, que te traen un montón de conciertos de gente que no conoces, te traían gente de Bélgica, Alemania, Dinamarca, grupos que normalmente no podrías ver.

Entre vuestro debut, Eterna Juventud, y vuestro último disco, El Daño Está Hecho, vemos un importante cambio, y es que sonáis mucho más sólidos. ¿A qué se debe ese cambio en vuestro sonido?

Javi – A Manu.

Víctor – A ver, nosotros en realidad comenzamos como un grupo de pop, pero a medida que han ido pasando los años nos ha ido molando más el rollo noise, el rollo shoegaze, de modo que hemos ido pasando progresivamente del pop a algo más ruidoso. Yo creo que, conforme pasen los años, seguiremos haciéndonos más ruidosos, hasta que acabemos siendo prácticamente insoportables.

Javi – Lo sentimos por los cantantes si no se escuchan, pero que se jodan.

Víctor – Que canten más fuerte.

David – Eso va de la mano de que hemos madurado como personas.

Javi – También hemos cambiado de formación en el grupo, ha venido gente nueva, con nuevas ideas que nos gustan, y eso se refleja en los discos y las canciones.

Respecto a la cuestión lírica, ¿en qué os inspiráis para vuestras letras?

Javi – En el día a día.

Víctor – En las vivencias personales, en historias cotidianas, de amigos.

David – Relaciones que funcionan, relaciones que no funcionan.

Víctor – No buscamos mucho más allá de lo que vemos, nuestro día a día.

Vuestras letras llegan a mucha gente, muchas personas se sienten identificadas con vuestras letras, ¿es lo que buscáis, o simplemente es como os sale?

Javi – No creo que sea algo que se busque.

Víctor – Es lo que decíamos: son cosas del día a día, cosas que les pasan a todo el mundo.

Javi – Son historias que a todo el mundo les han pasado alguna vez en su vida.

Víctor – Es que realmente no nos inventamos nada, nos basamos en lo que nos pasa a nosotros o le pasa a la gente cercana a nosotros, no buscamos mucho más.

Relacionado con vuestras influencias, ¿qué canción de otro grupo os gustaría haber escrito vosotros?

Víctor – Depende de la época, ¿no? Yo pienso que ‘De viaje’, de Los Planetas

David – ‘Toxicosmos’, de Los Planetas.

Víctor – Hombre, ‘La Macarena’, porque ya viviríamos de eso, así viviríamos de la música, y viviríamos bien.

Ana – Por ejemplo, ‘Segundo premio’, también de Los Planetas.

maniobralp

Las portadas de vuestros discos las dibujas tú, Ana. ¿Intentáis que todo lo que envuelve al disco, como en este caso la parte artística, quede entre vosotros, que no salga del grupo?

Ana – Las últimas sí, las hago yo.

Víctor – Somos un grupo al que le gusta poco que gente de fuera entre a opinar. Nos gusta currarnos nosotros tanto la música como las portadas, como los conciertos.

Ana – Pero entre nosotros sí que opinamos. Lo que yo hago, se lo mando, y los demás opinan y hacen sugerencias, lo vemos entre todos.

David – Queremos que todo lo que hagamos salga directamente de nosotros.

Para el concierto que acabáis de dar en el Record Store Day os han faltado algunos integrantes, y algunos habéis tocado instrumentos que no son los que normalmente tocáis, ¿cómo ha sido esta experiencia?

David – En mi caso, ha ido muy bien, porque yo en anteriores grupos siempre he sido bajista, así que ha sido algo a lo que estaba habituado, tocar el bajo y cantar al mismo tiempo, así que ha sido un poco como revivir lo que hacía años atrás.

Ana – Para mí ha sido un reto, pero me lo he pasado bastante bien.

Hoy, debido al Record Store Say, en la Sala Musik, y hace unos meses tocasteis en la 12&Medio con Trepàt, pero a finales del año pasado tocasteis en el LemonPop. ¿Dónde os sentís más cómodos, en un festival o en una sala?

Ana – Hombre, un escenario grande… Se agradece.

Víctor – En una sala estás más recogido, sientes que estás más en familia. A nosotros nos gusta el ruido, el barullo, y yo creo que eso realmente lo conseguimos en las salas, al aire libre es más complicado.

David – A nuestra música le viene mejor una sala que un escenario al aire libre.

Ana – Yo creo que nos viene mejor un escenario grande.

Víctor – Nos viene bien cualquier lugar.

¿Hay algún escenario o alguna sala a la que le tengáis especial cariño?

Javi – La 12&Medio.

Víctor – Pero en Bullas hay un sitio que se llama The River, y creo que ahí es donde hemos dado el concierto más salvaje que hemos hecho. Ahí no había filtro: usamos los amplificadores sin más y las voces por unos altavoces, de cualquier manera, y ya está.

Ana – En la 12&Medio es donde más gusto da tocar.

Víctor – Pero eso es en plan delicatesen.

David – Es un hecho que la 12&Medio es la mejor sala de Murcia, en cuanto a sonido, a trato y a todo.

Estáis trabajando en nueva música, de hecho hoy habéis tocado uno de los temas nuevos, ¿qué podemos esperar de la nueva música de La Maniobra de Q?

Ana – Yo creo que va a ser un poco como una continuación de lo anterior.

Víctor – Sí, va a ser algo continuo a lo anterior, pero yo creo que va a ser un pelín más oscuro. Es como he comentado antes: paulatinamente vamos siendo más ruidosos y algo más oscuros.

Por último, dejamos un espacio en blanco para que comentéis cualquier cosa que os apetezca: este es vuestro turno de palabra para lanzar cualquier mensaje que os apetezca.

Javi – Pues nada, muchas gracias por el interés en nosotros, y nos vemos en los escenarios.

David – A ver si damos muchos conciertos y sonamos todo lo que podamos. Muchas gracias.

Estándar
Entrevistas

“Hemos puesto mucho empeño en que Expedición sea un buen disco” – Entrevista a Los Últimos Bañistas

Como ya os contó Manuel en su crónica, el sábado pasado El Final del Círculo estuvo en el concierto que Los Últimos Bañistas y Stay ofrecieron en la Sala 12YMedio de Murcia, con motivo del festival Microsonidos. Tras la prueba de sonido de los cartageneros, les robamos unos minutos para hacerles unas preguntas en el camerino de la sala.

¿Cómo surgió el grupo Los Últimos Bañistas?

Manuel – Pues empezamos a finales del años 2008. Álvaro y Álex, nuestro anterior batería, ya estaban tocando, necesitaban un cantante y dieron conmigo. Ahí fue cuando empezó realmente el grupo, a partir de ahí.

Álvaro – Y usábamos las redes sociales, el MySpace era lo que había en aquella época.

¿Qué tres grupos o solistas consideráis como influencia directa en vuestro sonido?

Manuel – Yo creo que desde que empezamos hasta ahora han variado mucho nuestras influencias.

Álvaro – Sí, han variado mucho nuestras influencias y nuestros gustos, pero quizá como influencias podemos citar los grupos de los 90. Por ejemplo, Smashing Pumpkins, que aunque quizá no se noten como influencia en Los Últimos Bañistas, es un grupo que a mí me ha gustado mucho siempre. ¿Qué más?

Manuel – Sí, eso, grupos de los 90. Oasis, Nirvana.

Antonio – Supergrass.

Manuel – Y luego grupos clásicos de los 60 y 70. The Cure también.

¿Cuál es el último grupo o disco que hayáis escuchado, os haya enganchado y queráis recomendar?

Álvaro – No sé, últimamente hay muchas cosas que me han gustado. Últimamente he escuchado mucho un disco de My Morning Jacket que se llama The Waterfall.

Antonio – Yo es que soy mucho de grabarme un disco, ponerlo en el coche y quemarlo, no lo saco, así que no sabría decirte.

Manuel – Yo creo que Tame Impala es lo último que he estado escuchando, el Currents, que es el último, y eso me hizo ponerme a escuchar los anteriores discos, que no los tenía tan escuchados.

Vuestro último trabajo, Expedición, ha sido muy bien acogido por la crítica, ¿os esperabais este reconocimiento?

Álvaro – Pues la verdad es que no, porque la crítica es caprichosa, nosotros hacemos un disco y luego la crítica puede decir lo que quiera de él. Es verdad que nosotros hemos puesto empeño en que sea un buen disco, y puede que eso se refleje en las críticas.

Pasaron 4 años entre vuestro primer disco, Los Últimos Bañistas, y Expedición, ¿a qué se debió esa espera? ¿Tendremos que esperar hasta 2019 para un tercer disco?

Manuel – No, por Dios.

Álvaro – Sobre todo por motivos laborales. Nos separó el tema laboral y la distancia, porque Manu se tuvo que ir a trabajar a Galicia, y claro, con tanta distancia de por medio era imposible ensayar y mantener un ritmo constante para que el grupo fuera productivo. Ese fue el motivo principal del parón, no que hubiera crisis de creatividad o cualquier otra cosa así, simplemente fue eso.

En los últimos meses nos habéis dejado un par de singles, Un día con el diablo y La carrera del oro. ¿Son descartes de Expedición o simplemente son canciones que habéis compuesto después?

Manuel – Sí, son canciones nuevas. Quizá había alguna que venía un poco de antes, pero no las habíamos montado y preparado hasta ahora. No teníamos pensado incluirlas en el anterior ni nada así.

IMG_0864

Los Últimos Bañistas por Lola López

Habéis tocado en The Cavern Club. ¿Impone tanto tocar en The Cavern Club como decir que habéis tocado o vais a tocar en The Cavern Club?

Álvaro – Pues sí que impone, la verdad, porque entras ahí y es como un museo: todas las paredes están forradas de contratos que firmaron los Beatles, de fotos de Eric Clapton y de B.B. King, de gente gigantesca que ha tocado allí, pero bueno, luego es una sala acogedora, pequeñita, no es muy grande, y poco a poco se te va quitando el miedo y lo que te entra es ilusión por tocar en el sitio.

Antonio – Y tampoco van a verte sólo a ti, son ciento y pico bandas, la gente pasa de una sala a otra.

Álvaro – Sí, este festival en concreto es una semana entera, y desde por la mañana hasta por la noche están tocando grupos internacionales, europeos sobre todo pero también alguno estadounidense, de modo que eso es un continuo directo, uno tras otro.

Recientemente habéis sido confirmados para el SOS4.8, para tocar en uno de los escenarios de dentro del recinto, y es que el año pasado tocasteis en la plaza de La Merced. Esta noche tocáis aquí en la 12YMedio, en sala. ¿Qué formato preferís?

Álvaro – Yo prefiero en sala, y en esta en concreto. La 12YMedio sobre todas las demás salas.

Manuel – Sí, el sonido en sala se agradece más.

Álvaro – Es más acogedor, y sabes que, aunque quizá haya menos público, es público que viene a verte a ti expresamente, no como en un festival, donde la gente va a ver de todo y puede que de rebote te vea a ti también. Que eso también es algo bueno de los festivales, que te conoce gente por casualidad, pero realmente nos gusta tocar en sala.

¿Y el cariño a la 12YMedio es por algo especial?

Manuel – Tocamos aquí muchas veces, y suena muy bien, y conocemos al personal de la sala y a los técnicos.

Álvaro – Nuestro primer directo en Murcia fue aquí.

Antonio – La sala está muy bien, tiene muy buen equipo, y la gente que trabaja en ella nos acoge muy bien. Después de probar otras salas, pruebas esta y la diferencia se nota. Es pequeñita, pero es de las mejores de España.

¿Quién es el armonicista de Ayllón, el que pone a Dylan a las ocho de la mañana?

Manuel – Pues era una persona que tocaba en la calle y cada mañana que pasaba por donde estaba, él estaba tocando la armónica, y muchas veces tocaba a horas muy tempranas, y me molestaba. Y quise hacer una canción recordando aquello, pero no de una forma mala, y es que al final el recuerdo era casi mejor, ya que en su momento me estaba molestando. Al final me quedó un recuerdo bueno de todo aquello, que tiene más importancia que lo que molestó en aquel entonces. Y lo de Ayllón es porque esa persona tocaba la armónica cerca una plaza donde había una iglesia, en la calle Ayllón.

En el último año se ha empezado a hablar de la escena musical murciana por la gran cantidad de grupos que hay, las iniciativas y los concursos. Vosotros que lleváis activos desde 2008, ¿cómo veis esta evolución del mundo musical en Murcia?

Álvaro – Bueno, cuando nosotros empezamos, ya se atisbaba que había una hornada de grupos nuevos. Estaban los Leadings, Varry Brava, empezó Perro poco después, y ya se veía que podía haber un buen caldo de cultivo para futuros grupos, porque cada vez grupos como nosotros teníamos más acceso a salas, nos incluían en festivales, y eso también anima a la gente a hacer un grupo, y como se dan las condiciones idóneas, muchos de ellos salen adelante. También es verdad que ya antes de 2008 aquí había muchísima música, así que supongo que toda esa gente que hizo su trabajo y lo hizo bien en los 80 y los 90 también ha hecho que nosotros en nuestra época pudiéramos llegar a tocar y estar hoy donde estamos.

Algunos de vosotros también formáis parte de Nunatak, ¿cómo influye trabajar en Los Últimos Bañistas, que es un grupo con más antigüedad, a la vez que en Nunatak, que tiene menos tiempo?

Nando – Es complejo, sobre todo a la hora de compaginar los trabajos de cada uno, los ensayos de cada grupo. Es complicado.

Álvaro – También compartimos sello discográfico, con lo cual tenemos ciertas facilidades a la hora de programar directos, eso nos viene bastante bien.

Finalmente, dejamos una pregunta en blanco, un espacio para que digáis cualquier cosa, ya sea un mensaje a quien os escuche o lea esto, una anécdota o contar algo que no os hayamos preguntado.

Álvaro – ¡Todos me miráis a mí!

Manuel – Es que tienes más facilidad de palabra.

Álvaro – Uy, sí. Pues yo animaría a la gente a que, si tiene ganas de montar un grupo, que lo haga, que con un poquito de esfuerzo y haciendo las cosas bien puedes pasar muy buenos momentos. Aquí en Murcia hay apoyos para los grupos emergentes y que aunque es un camino duro, merece la pena y animo a la gente a que coja una guitarra, una batería nunca porque pesa mucho, y que monten un grupo.

Antonio – Y que vayan a conciertos.

Álvaro – ¡Y que vayan a conciertos!

Antonio – Porque si no van a conciertos, esto se muere.

Estándar
Entrevistas

“Todo funciona por el valor de las canciones” – Entrevista a Mi Capitán

El pasado 26 de febrero pudimos disfrutar del directo de Mi Capitán en la Sala Garaje Beat Club de Murcia (os lo contábamos todo en la crónica del concierto). Aparte de disfrutar de su potente directo, pudimos asistir a la prueba de sonido y robarles unos minutos para charlar con Gonçal Planas (guitarrista y cantante) y Julián Saldarriaga (guitarrista).

Subimos hasta el camerino mientras abajo terminan de ultimar temas de sonido. Gonçal rompe el hielo mientras nos sentamos: “-Sois jóvenes, ¿no? -Sí, bastante. -¡Ahí estáis! Muy bien, muy bien. Cierro aquí y empezamos.”

Mi Capitán surgió por la idea de Gonçal de hacer su propia música, pero todos estabais conectados por la música en Barcelona (Love of Lesbian y otros grupos). ¿Podría decirse que el buen funcionamiento de grupos como Standstill o Mi Capitán se debe al buen rollo entre los integrantes?

Gonçal – Supongo que lo que quieres decir es que si que nos llevemos bien lo hace todo más fácil. Todos nos damos cuenta de que con el paso de los años vas creando unas familias, y en Mi Capitán existen unos grupos previos, que son las familias de cada uno, y algunos siguen con el paso de los años, como Love of Lesbian, pero otros, por ejemplo San Pedro, la banda que teníamos Ricky [Falkner] y yo, acaban hibernando. Esa familia la tienes ahí toda la vida, y a la vez en el camino vas encontrando a otra gente con la que también te asocias. Eso ha surgido en Cataluña, en Barcelona más bien, y en unos grupos muy concretos, no es la escena que se podría pensar que existe, y al final somos un grupo de personas luchando para llegar a objetivos muy parecidos.

¿Qué tres grupos o solistas consideraríais influencias de Mi Capitán?

Gonçal – Es que eso es muy difícil. Es imposible. Este hombre [Julián Saldarriaga] y yo hablamos de discos y artistas que a lo mejor es música electrónica, pero de alguna manera, algo siempre se te queda. De golpe descubres La leyenda del tiempo de Camarón a una edad y se te abre la cabeza a ese mundo, y tú crees que no se ve en lo que haces, pero un día creas una canción y piensas “¿a qué me recuerda esto?” y ves que esa influencia siempre ha estado ahí. Todos hemos escuchado muchísimos grupos.

Julián – Venga, tres bandas que podrían estar en Drenad el Sena. Yo creo que hay algo de Lenny Kravitz, algo de Guns and Roses, y algo de Black Sabbath.

Gonçal – Es que la música tiene esto. Es que somos fans. Mi Capitán sale de ahí, de que nos gusta mucho la música, no de mí, yo hago las canciones pero Mi Capitán sale de un montón de colegas que disfrutan tocando juntos.

¿Cuál es el último grupo o solista, o disco, que hayáis escuchado y os haya enganchado de verdad? Hacednos una recomendación musical.

Julián – Creo que hemos escuchado mucho el disco de Dawes.

Gonçal – Sí, yo también digo el de Mucho. Uno nacional y uno internacional. El disco de Dawes es “All your favourite bands” y es como un grandes éxitos de la música americana, es mucho de furgoneta. Y el disco de Mucho, a nivel nacional, que nos ha volado la cabeza a todos.

¿Cómo surgió la idea de versionar Alta Suciedad, de Calamaro?

Julián – Del local, de donde salen las canciones de Drenad el Sena, y cuando aún no teníamos previsto ni salir de gira, cuando simplemente quedábamos para tocar. Era una canción que nos servía para hacer ruido y calentar antes y después de ensayar.

Gonçal – Era un riff que todos nos sabíamos, y Ricky y Julián lo tocaban para divertirse, batería y guitarra, y entonces un día empezamos a cantar todos a voz en grito, y nos dimos cuenta de que ahí había algo. Ya es como un tema nuestro, habla de nosotros también, la alta suciedad, o al menos yo lo interpreto así.

_DSC0531

Mi Capitán por Lola López

Drenad el Sena está en nuestro top de mejores discos nacionales de 2015, pero no sólo nosotros lo incluimos, sino que prácticamente cualquier lista de este tipo incluía vuestro disco. Habéis crecido muy rápido, ¿os esperabais este recibimiento?

Gonçal – No. De hecho no esperábamos nada en ningún momento. Nosotros éramos muy felices quedando cada 3 meses o 4, viéndonos y ensayando cuando podíamos, tocando los temas y escuchando lo que cada uno hacía o proponía, porque uno hace una canción en casa pero luego llegas al local y se pone en común. Uno lleva la voluntad de hacer una canción, pero el resto pone los engranajes y las bisagras, que llevan la canción por un camino u otro.

Julián – Y como empezamos así, de un modo tan poco ambicioso, no pensábamos ni en festivales ni en gira ni en nada. Se trataba de canciones.

Gonçal – Tuvimos la suerte de grabar un videoclip que casaba perfectamente con el tema, y eso nos llevó a hacer un bolo, y ese bolo nos llevó a firmar un contrato, y aquí estamos. Pero no se me ocurre proyecto menos fabricado para esto que Mi Capitán, porque en realidad es un desastre logístico. Hay componentes que tienen que coger AVEs constantemente.

Eso os iba a preguntar, ¿cómo os organizáis?

Gonçal – Es que no ensayamos. Tocamos, hacemos los bolos.

Julián – Martí, de Mucho, tiene concierto este fin de semana y por eso viene Marc al bajo, pero quizá Ricky Lavado no tenía ni idea de que venía Marc. Cosas así: yo no voy a Canarias porque tengo concierto con Love of Lesbian, y ayer estábamos con Love of Lesbian, yo tocando la guitarra y él [Gonçal] trabajando con nosotros, pero hoy sin embargo es mi líder.

Gonçal – De hecho todo funciona porque todo el mundo se quiere mucho y hay mucha generosidad.

Julián – Y por el valor que tienen las canciones. Son canciones que cuando estás en el escenario ya vienen rodadas, porque son unas canciones súper gustosas de tocar. Hay una cosa de Mi Capitán, justo lo hablábamos el otro día, y es que nos gustaría mantener el ambiente de ensayo de cada concierto, de naturalidad, y si hay un error, si te equivocas de acorde, haces alguna tontería para volver a caer en la siguiente parte. Son canciones para gozarlo.

Gonçal – Es que el rock te da mucho. Ya sé que suena a tópico viejuno, pero…

Julián – Y quita, también quita.

Puede decirse que los tres últimos videoclips que habéis hecho siguen una misma línea, son como capítulos de una serie. ¿Habrá alguno más?

Gonçal – Sí, totalmente, son como capítulos. Colaboramos con Pérez y Stein, que se pusieron en contacto con nosotros cuando salió el disco y nos propusieron hacer un videoclip. Nosotros les dimos unas pautas casi de código, básicamente qué nos gusta y qué no nos gusta, y ellos hicieron el vídeo, nosotros no estuvimos muy encima del proceso, fue una cosa bastante independiente. Nos gustó, funcionó. Con el segundo igual, y con el tercero se trataba de cerrar, encontrábamos que tenía mucho sentido que fuera una trilogía. Al final, la estética de los vídeos, sin pretenderlo, de buena manera ayuda a entender al personaje que habla por el grupo, el Capitán, y su universo, otorga una dimensión estética que proporciona otra perspectiva.

Muchos de vosotros provenís de otros grupos, como Love of Lesbian, Standstill o Egon Soda, grupos que tienen un estilo muy diferente a lo que es Mi Capitán (por ejemplo, solos de guitarra no vemos en Love of Lesbian). ¿Os sirve esto para dar rienda suelta a la hora de tocar? ¿Os influye en los otros grupos?

Julián – Sí, para mí es el patio de colegio. En Mi Capitán hay gente con la que me parecía imposible acabar tocando en una banda, y encima hemos grabado un disco juntos y hemos salido de gira: eso nos permite Mi Capitán, es un patio de recreo, es menos rígido, menos ambicioso. No por falta de ambición, sino porque es más relajado. Por otro lado, en el sentido instrumental es muy agradecido, de modo que todo se beneficia: Love of Lesbian se beneficia de que yo haya podido grabar un disco con esta gente, que continúe probando cosas a la hora de tocar. Mi bagaje beneficia a los grupos en los que toco. El traje, el estilo de cada uno de los temas te hace hacer unas cosas u otras. En mi caso, en Mi Capitán casi no utilizo los delays, pero sí distorsiones; en cambio en Love of Lesbian es todo delays, sin distorsiones ni solos. Eso, como músico, es algo que te ayuda y beneficia a todos los proyectos donde trabajes. Es un divertimento ya sólo por ver a Ricky Falkner tocar la batería, de forma muy rudimentaria porque nunca había tocado la batería antes, y ahora es la locomotora que va delante.

Por último, una pregunta en blanco, para que digáis lo que queráis: sobre la música, sobre vosotros o sobre el rock.

Julián – Pues yo voy a decir a toda la gente joven que coge un instrumento que lo tire inmediatamente y se ponga a estudiar. Es broma, es broma. Que a la hora de hacer un grupo, que si realmente hay un origen, una chispa que haga encender la maquinaria, que sea la ilusión, que no sea el dinero ni la fama, sino que sea la ilusión porque así nunca vas a sentir frustración. Piensa que es una maratón, y tómatelo con calma, porque los beneficios no van a ser inmediatos, el camino es muy largo. Sobre todo es un mensaje de ánimo.

Gonçal – Que se cuelguen los instrumentos. Me acuerdo de cuando vi en la tele a Guns and Roses. Yo tenía 12 años, y entoces los Guns estaban en lo alto. Aún era un niño, pero yo vi un vídeo suyo y aquello me cambió la vida. Todo estaba ahí: el sexo, la tensión, el peligro, lo divertido, todo estaba en un fotograma de esos tíos en un bolo en directo, porque ni siquiera era un videoclip currado. Así que, que se aferren a eso, ya sea con LCD Soundsystem, ya sea con Mucho, da igual. Que no dejen de tocar. Míranos a nosotros, que seguimos con la ilusión intacta.

Estándar
Entrevistas

“Transmites más cuando eres auténtico” – Entrevista a The Purple Elephants

El viernes pasado, 12 de enero, tuvo lugar el lanzamiento del nuevo disco de The Purple Elephants, “Danza Funeral”, que tuvimos el placer de poder escuchar un poco antes, y del que publicamos nuestra crítica hace unos días.

12400700_583454148468240_7919421448602003497_n

Tuvimos el placer de reunirnos el mismo viernes con Jorge, cantante del grupo, para hablar sobre el disco, sobre ellos y sobre su experiencia grabando y publicando este álbum. Con la entrevista a este grupo emergente, quedan inauguradas las entrevistas en este blog. Sin más dilación, os dejamos con las preguntas que le hicimos, y sus respuestas.

¿Cómo surgió el grupo The Purple Elephants?

Actualmente en el grupo somos 5 miembros (Fran Imbernón a la batería, Alejandro Jiménez es el bajista, Tommy Roch es el teclista, Adrián Carlos es el guitarra y yo soy el cantante), pero el grupo empezó sólo con Adrián y conmigo, que nos conocimos en 2014 porque íbamos a clase juntos, y empezamos a enseñarnos música que cada uno hacía, comenzamos a quedar y hacer canciones, al principio sin idea de hacer un grupo sino de ayudarnos mutuamente para nuestros respectivos proyectos, pero al final acabamos haciendo un grupo. Éramos sólo dos, y no teníamos medios, pero podíamos grabar las cosas que componíamos y avanzar en cuanto a composición, pero a la hora de llevarlo al directo, íbamos muy limitados, éramos sólo guitarra y batería, y así comenzamos a dar los primeros conciertos y grabar alguna maqueta muy casera, nos movimos y nos llamaron para tocar en el LemonPop en 2014, y a ráiz de eso, formamos la banda y se nos empezó a hacer caso y comenzamos a movernos más a principios de 2015. Hubo miembros que se quedaron en el camino por falta de tiempo o incompatibilidades con estudio o trabajo, y a día de hoy somos nosotros 5.

¿Qué grupos, tanto nacionales como internacionales, consideráis como una influencia directa en vuestro sonido?

Pues no sabría decir… Cuando empezamos nos gustaba mucho el rollo de grupos internacionales como The Black Keys, Jack White, Black Rebel Motorcycle Club, Wolfmother, Temples, Tame Impala, en cuanto a grupos actuales. También clásicos como Pink Floyd, The Doord, Led Zeppellin, Jimi Hendrix. En cuanto a lo nacional, cada uno es de su estilo; yo escucho cosas que no tienen nada que ver con lo que hacemos, por ejemplo a mí me gustan Vetusta Morla o Guadalupe Plata, y son totalmente diferentes. Nos nutrimos más de corrientes internacionales, pero con esas influencias, para llevarlo a nuestro terreno y hacerlo más personal, cantamos en castellano.

Haznos una recomendación musical: el último grupos que hayas descbierto y te haya enganchado.

No estoy ahora mismo escuchando mucha música del estilo que hacemos. Quizá el último disco de Mac DeMarco es por el que más fuerte me ha podido dar en las últimas semanas.

¿Qué os parece el panorama actual del mundillo musical murciano? En lo referente a los grupos emergentes, los concursos que ayudan, las iniciativas, etc.

Pues a ver, yo tengo ahora 23 años y empecé cuando tenía unos 15 o 16, y la cosa ha cambiado mucho desde entonces hasta ahora. Siempre ha habido mucho movimiento y mucha actividad, a día de hoy hay grupos que sobresalen como Maldita Nerea o MClan, y hay artistas de los que nadie se acuerda como Xuso Jones o Ruth Lorenzo, pero luego de lo que está más relacionado con nosotros, están Second, Varry Brava, Neuman, Perro. Sí que hay movimiento y actividad, y aunque con unos te llevas mejor que con otros, a mí me encanta que haya grupos de aquí que se mueven y triunfan fuera, como Viva Suecia o Nunatak. Me gusta que triunfe la gente de aquí.

¿El cambio de idioma se debe simplemente a que os sentís más cómodos con el español, o hay alguna razón más?

Cuando empezamos el grupo, éramos solo el guitarrista y yo, y él es guatemalteco, y  él siempre ha tenido mucha influencia de grupos muy clásicos e internacionales, así que no pensaba siquiera en hacer un grupo que cantara en castellano, y yo por aquella época escuchaba más grupos en inglés, y tenía ganas de hacer algo en inglés. Pero me he dado cuenta de que no domino el inglés, y me parece más auténtico y real cantar en mi lengua natal. Además de que hay un gran mercado en España y Latinoamérica, pero sobre todo me parece muy importante hacer las cosas de una manera real, en todos los aspectos: transmites más cuando eres auténtico. Y me es más cómodo cantar en español, sabiendo perfectamente lo que digo.

12631335_587312011415787_6715368518469020683_n

The Purple Elephants, por Diego Garnés

Habéis financiado el disco mediante crowdfunding, ¿cómo ha sido la experiencia?

Sinceramente, yo creo que nosotros nos hemos movido mucho desde que empezamos, y para mi gusto quizá hemos estado en sitios antes de lo que deberíamos, como en el SOS4.8, hemos sonado mucho en Radio 3, mucha presencia en Mondosonoro, y ha habido momentos en los que, por la inestabilidad de la formación del grupo, que es algo que no podemos controlar, la gente que no te conoce y te ve se lleva la impresión de un grupo un poco verde. Por el crowdfunding parece que sí que tenemos apoyo, y lo tenemos, pero hay que ser realistas y en lugar de ser el crowdfunding de un grupo más famoso, que son muchas aportaciones pequeñas, nosotros hemos tenido menos aportaciones pero más grandes, de familiares y gente que está con nosotros día a día y sabe lo que esto significa para nosotros y lo que hemos trabajado.

Siguiendo con la grabación del disco, ¿cómo es trabajar con Paco Loco?

Pues es un personaje, está como una cabra. Lo conocí en el Sonorama este verano, me lo presentó Claudia Orellana, pero hablé con él como 5 minutos, y una vez allí en su casa, en el día a día de la grabación, nos lo pasamos muy bien, porque hace que desde el primer momento te sientas cómodo, como en casa. Es una persona muy corriente: tiene mucho prestigio y ha grabado a gente súper importante, pero es muy cercana y muy normal, muy corriente, y eso hace que te sientas cómodo y estés tranquilo grabando. También el hecho de irnos toda la banda 11 días, la convivencia todos juntos, eso nos ha hecho crecer mucho como banda y ser más sólidos.

Este disco tiene un tono muy duro, muy guitarrero, con mucho uso de la distorsión, y eso se nota además en las letras, llenas de rabia. ¿A qué se debe ese tono de rabia, o es que os sale así sin más?

La verdad es que yo, aunque sea el cantante, compongo la música y no las letras. Yo hago la música con Adrián, y quien ha hecho las letras ha sido Tommy, el teclista. Hay una temática común en todas las canciones, tampoco es un álbum conceptual, pero hay una temática que se repite en cuanto a letras que te inspiran escenarios desérticos, como de película de Tarantino, de carretera, y se repiten temas como la muerte, la rabia, la ira, otros hablan un poco de la situación social actual. También la música va acorde: somos un grupo de rock desde nuestros inicios, también mezclando blues y psicodelia, pero aparte de que somos así, la producción de Paco Loco nos ha hecho aún más ruidosos. La rabia en las letras está porque la música nos ha inspirado eso: no es una música triste, pero tampoco alegre, y el tono de blues, rock y psicodelia nos inspiraba esa temática en las letras.

Has comentado sobre los desiertos, y no sólo en el single encontramos un sonido que nos transmite a Oriente Próximo. ¿Es también circunstancial, va en relación con la música, o hay alguna razón más?

Normalmente, el segundo o tercer álbum de una banda ya se hace desde una mayor experiencia y perspectiva, y suelen ser más conceptuales, con una cohesión mayor entre los temas. Pero los primeros discos, suelen ser más como una recopilación de todo lo que la banda ha hecho desde sus inicios. El álbum ha salido ahora pero llevamos haciéndolo desde hace tres años, es decir, que los temas, pese a que sean del mismo estilo y la misma banda, no son todos iguales entre sí. Además, primero componemos la música y luego las letras a raíz de la música, por eso las letras van en función de lo que nos inspire la música.

En el pequeño acústico pudimos disfrutar de una canción en acústico que no está incluida en el disco y que llamasteis “El Valle de los Muertos.” ¿Pensáis trabajar en él e incluirlo en algún trabajo más adelante, junto a otros temas que quedaron fuera del disco?

Sí, ese era uno de los temas que teníamos hecho. En el acústico no sonó muy fiel, nuestro sonido no es ese, pero por los medios del lugar, no podíamos hacer un directo todos, y para nosotros es difícil hacer acústicos, nuestros temas no se prestan a ello, y a nosotros nos gusta tocar toda la banda. Pero sí, ese tema es un descarte del disco, no porque fuera peor, sino por falta de tiempo, estaba menos avanzado a la hora de ir a grabar el disco, y sí, no sabemos si como single o en el próximo disco, pero lo que es seguro es que va a estar en los directos, lo vamos a tocar. Quizá no es un tema con un perfil muy de single, pero sí, es posible que pueda estar dentro de un próximo trabajo.

Por último, dejamos la última pregunta para que digas lo que quieras, tanto como para nuestros lectores como para vuestros seguidores. Lo que quieras, lo que te apetezca transmitir. Pregunta en blanco, por así decirlo.

Pues animo a todo el mundo a que escuche nuestro disco, que es como nuestro pequeño hijo, que hemos estado trabajando mucho tiempo en él, y hacer un disco es una cosa que parece que se dice muy rápido pero cuesta mucho trabajo y lleva mucho esfuerzo detrás, muchas horas de local de ensayo, de discusiones entre nosotros, de organizarnos, reunir el dinero, mucho tiempo, hacer que tu familia y seres queridos entiendan lo que quieres hacer y te apoyen en ello. Lo hemos hecho con todo el cariño del mundo y creemos que es un trabajo que merece la pena, así que animaos a escuchar el disco y venir a vernos en directo, que aún mola más que el disco.

Estándar